Archive | noviembre, 2016
hacer contactos

¿Dónde buscar contactos? Internet es la solución

Internet es el lugar ideal para conocer gente, los estudiantes y usuarios navegan por diferentes webs de contactos como buscocontactos.com y flirtear de pronto es algo que se empieza a dar, en conversaciones, en la medida que se generan unas redes de contactos y vínculos que se conoce como contactos. Son unos cuantos, al principio la comunicación entre unos y otros, surge de manera espontánea, como parte de una necesidad. Luego según las preferencias individuales se empiezan a formar grupos, pero el flirteo es un lenguaje que va más allá de un círculo de amistades. El flirteo en una universidad, habita en cualquier rincón, en la cafetería, en las aulas y en la biblioteca, está en el comedor y en los diversos ambientes destinado a la presencia de alumnos, puede surgir de cualquier forma y todos o casi todos ven con buenos ojos cualquier posible forma de comunicación, en un lugar donde lo que se busca es el contacto entre las personas: la proximidad.

El juego es amplio y no depende de estrategias, surge de forma natural, al principio cuando la gente recién se empiezan a conocer es quizá menos identificable, luego vamos descubriendo que ciertas personas tratan más con unas que con otras, y a veces sin que estén estrechamente vinculados al mismo grupo

La universidad también puede influir si eres joven

Las relaciones se afianzan en las fiestas, a las que son invitados alumnos de facultades diversas y no siempre se terminan por consolidar en relaciones estables, pues hay más flirteo que una búsqueda en sí, tal vez exista el deseo de pasar un momento, el deseo de tener una relación casual antes que algo serio.

Así, conforme pasa el tiempo que dura la carrera vamos conociendo a unas y a otras chicas, en el caso de las chicas a unos y otros chicos, y muchas veces a estas personas nos ha unido un tipo de flirteo estudiantil que no sabíamos si podría o no ir más allá pero no nos cerramos la puerta, la dejamos abierta y así con unas y otras, con unos y otros porque hay un buen número de amigas y amigos que buscan relacionarse, pretexto habrá siempre miles y no faltarán las formas de contacto, el deseo de querer despertar la atención de aquella o aquel, las ansias de que el flirteo sea un acto correspondido. Esperamos con impaciencia que nos presenten a esa otra persona para ampliar nuestro círculo de contactos y para sentir que nuestro ego crece porque nuestra autoestima se ve bastante fortalecida cuando sabemos que esa chica también habla con nosotros, dejándose llevar a veces por lo espontáneo.

No importa lo que pase, flirtear en la universidad es una forma de estar en ese espacio al que asistimos por un tiempo determinado, puede entenderse como un mecanismo de aprendizaje, un laboratorio de ideas y sensaciones que quizá en algún momento vayan más allá de lo que conocemos como el típico tonteo o que queden ahí para siempre en sonrisas correspondidas y halagos que nos hicieron sentir bien.